Nuestra directioner nº:

miércoles, 11 de abril de 2012

Más que esto (III, IV, V)

Publicado por Paula y Miriam en 11:49
Uooola! Estoy estudiando, y como no tengo tiempo para alargarme, os dejo tres capis seguidos, ¿ok? Que muchas me han pedido maratón. Pues aquí está. Nada, lo de siempre, que comentéis y que si alguna quiere que la avise, @Paulalalemon ;) Un beeeeeeeso

(Esto me supera... ifcbehkvfbgkehsfbdefkbhdegkrbdevfbjdhvfbjdfmvekrgvfbkhevbfkjgebjkhfvbgejkrhgvfbkebgvfkegv)

Paula:

Miraba al frente, pero con la mirada perdida en un mar de personas de diferentes colores, tamaños y aspectos. Mi idea era genial. Dejé a Miriam con la intriga, y fui a comprar un par de burritos a un mini bar mejicano. Cuando salía del bareto con aquellas dos piezas que desprendían un olor recio, vi una silueta bajita, era una chica. Afiné más mi vista, Ari. Le hice señas a Miriam a lo lejos, y ella se giró para ver a nuestra amiga. Ari tenía la vista perdida, como siempre, iba un poco despistada. Ari vivía en otro mundo. Es una chica más bien bajita, con melena por los hombros de color moreno, blanca de piel, sonriente y muy amiga de sus amigos. Se podría decir que ni a Miriam ni a mí nos había fallado nunca. Miriam se colocó a mi lado, y juntas fuimos a buscarla. Todavía tenía los burritos en la mano, esos que pedían a gritos ‘’CÓMEME POR FAVOR’’, sin embargo, no le pegué ningún bocado. Al fin Ari nos vio, a lo lejos, muy a lo lejos. Corrió a su manera, es decir, no corrió, pero lo intentó. Dejó la maleta en el suelo y con cada brazo nos abrazó a cada una. No dejaba de darnos besos, como una abuela a su nieta. Cuándo se separó de nosotras nos hecho un par de miradas y nos sonrió.

-De verdad chicas, estáis preciosas. Cómo se nota que el amor esta en el aire,- silbó desinteresadamente- y bueno, para hoy que planes tenéis?
-Yo tengo una idea, pero no se la he dicho a Miriam todavía. Disculpadme bellas damas, tengo que hacer una llamadita- dije yo mientras me alejaba de ellas con cara sospechosa.

Llamé a Zayn. Sólo él podía saber que íbamos. Un piiiiiip, dos piiiiips…

-Hombre Paula! ¿Qué tal?
-Pues bien mira… He cambiado de opinión, ¿seguís grabando en el estudio?
-Sí, todavía no hemos acabado, supongo que dentro de una hora saldremos a comer, y volveremos, estamos un poco bastante atareados, ¿por qué lo dices?
-Por qué nuestra amiga, Ari…
-Ah sí Ari!
-El caso es que ella es muy fan vuestra, al igual que nosotras- dejé en el aire una risita vergonzosa- le encantaría conoceros y hacerse amiga vuestra, cómo nosotras. Y había pensado, si no os importa llevármela y presentárosla, y si seguíais grabando mejor, para que así pudiera escucharos cantar en directo.
-Cómo le voy a decir que no a, cómo dice Niall, ‘’Mis españolas favoritas’’- esta vez él dejó en el aire una risita- ¿A qué hora vendréis?
-Dentro de media hora más o menos, estaremos molestando por allí!
-Bueno pues en media hora nos vemos!
-Ah espera Zayn…
-Dime, dime
-No le digas nada a los chicos de que vamos, por favor, quiero que a Harry le pille por sorpresa, y a los demás también!
-Eso está hecho! Pues entonces, si no tienes nada más que decir, nos vemos luego preciosas…
-Adióooooooos, ah, espera espera!
-Diiiiiiiiiiime…
-¿Y Mar?
-Le ha salido un compromiso, aunque tengo ganas de verla… ¿Por qué?
-Ah, no, por verla, yo también tengo ganas!
-Eso es todo?
-Síiiii!
Rió y se despidió.
-Pues eso, dentro de media horita estaréis por aquí molestando.

Así terminó la conversación. Volví a dónde estaban ellas, y les dije que cogieran las cosas que les esperaba un sorpresa muy grata. Cogimos un taxi. Miriam y Ari venían tarareando en el coche Moments de por supuestísimamente One Direction. Yo miraba el paisaje londinense con una gran sonrisa en la boca. Recordaba cuándo nosotras llegamos allí, cómo había cambiado nuestras vidas desde un curioso día de finales Junio. Llegamos, Miriam sabía dónde era, y al ver el rétulo que indicaba lo que era me sonrió. Ari no sabía nada y constantemente nos preguntaba que era aquello. Llegamos a recepción, pero la mujer no nos dejaba pasar, decía que no teníamos autorización.

Miriam:

Paula intentaba que aquella mujer nos dejara paso, no nos iba a fastidiar la sorpresa hacia nuestra amiga. La mujer, de unos treinta y tantos, con una voz muy afinada y un cuerpo más bien rechoncho, insistía en que era imposible. ¿Cómo qué imposible? Pero esa mujer, ¿Nos dejaría de una vez entrar? Paula me indicó con su mirada que lo que iba a decir a continuación, no podía escucharlo Ari. En ese momento, Ari también captó la indirecta, y la acompañé hacia unos asientos azules que estaban colocados al principio de aquella recepción. Mientras, nuestra amiga insistía.
-        Pero… A ver, ¿Cómo que no podemos pasar? Soy Paula y ella es Miriam. Hemos hablado con Zayn hace pocos minutos y nos ha dicho que podíamos venir a verlos.
-        Claro, eso dicen todas. Ya han venido muchas muchachas diciendo lo mismo, y no, a mi me han dado órdenes de que no deje pasar a ninguna fanática. – respondió aquella mujer mientras hacía movimientos con su bolígrafo.
-        Pero… Puf. – Paula se apresuró a la mesa de aquella recepción- No somos unas fanáticas, soy Paula, Paula Vera. La novia de Harry Styles y Miriam es la novia de Louis. – confesó aliviada de que por fin, aquella mujer nos dejara pasar.
-        ¿Sois un poco jovencitas, no? ¿Ahora a parte de querer verlos, sois sus novias? – preguntó vacilando. Sí, eso es lo que estaba haciendo.

Paula refunfuñó. ¿Quién se creía esa mujer que era para tratarla de aquella manera? Paula se acercó a nosotras, indicando que no había nada que hacer. Estaba claro que esa mujer no entraría en razón. Me acerqué hacia la recepción, era mi turno de convencerla. Aunque aquella batalla, estaba más que perdida.
Pensé en que decirle a aquella mujer, miré su placa dónde ponía Emma. Ajá, Paula ha hecho la parte de insistir, yo haré la otra parte que falta.
-        Emma – hice mientras miraba su placa y me convencía de que su nombre era así de nuevo. Sonreí - ¿Sabes a qué hora van a terminar?
-        No lo sé, sobre la hora de comer. Pero… ¿Tú no eras su novia muchacha?
-        Sí, y lo soy. – contesté convencida. – Pero si no nos dejas entrar… Dudo mucho que…

En aquel momento una voz sonó detrás de mí. Aquella voz la reconocía, era Liam. Nuestra salvación.
-        ¿A quién no dejas entrar, Emma?
-        A estas muchachas… ¿Las conoces? – preguntó.
-        Pues claro que sí. – dijo mientras me daba dos besos alegre de vernos.
A continuación, fue hacia Paula y le dio dos besos. Liam susurró a Paula al oído “Me alegro de verte”.
-        Esta es… Ari.
-        ¿A…ri? No sé si lo he pronunciado bien. – dijo con una risa vergonzosa.
-        Perfectamente. – dijo Ari mientras sonreía, ella no sabía que estaba completamente roja.
-        Soy Liam, Liam Payne.
-        Ya sé quién eres. – dijo mientras le miraba aquellos ojos color miel, y miraba su sonrisa. Habló de nuevo - Yo Ari. ¡Ah no, mierda, que ya lo he dicho! Ups.
Si nuestra amiga Ari ya estaba roja de por sí, en ese momento estaba de un color más bien tirando a morado. Siempre tan torpe, pero así es cómo la queremos. Liam echó a reír, le hizo mucha gracia la forma de ser de Ari, le era muy natural.
-        Por aquí, “Señoritas”. – Dijo aquel “señoritas” en español, mientras abría la puerta y nos la aguantaba.
-        “Gracias”- dijimos las tres al unísono.
Y entramos en aquel lugar, lleno de platós, diferentes puertas que llevaban a bastidores, a más platós o a qué sé yo. Yo solo veía un lugar enorme pero lo único que buscaba con la mirada era a una persona. Lo oí gritar, como de costumbre, supe que era él. Salieron de una puerta azul con botellas de agua en mano. Harry se puso muy contento al ver a Paula, le regaló una de sus fantásticas sonrisas, de aquellas de verdad. Paula saltó a los brazos de Harry y se besaron, no se veían desde la pelea de ayer. Ari se quedó alucinando y Liam le dio dos toquecitos en los hombros y dijo “Bienvenida a nuestro mundo”. Ari le regaló una sonrisa acompañada de un color rojo muy rojo en sus mejillas. El último en salir fue Lou, pero al enterarse de que estábamos allí, me buscó con la mirada, impaciente y me abrazó. Me sentía tan a gusto en sus brazos… Quería quedarme así eternamente, pero tuve que apartarme de él. Era el turno de presentarle a nuestra amiga.

Paula:

Todos nos saludábamos, como amigos de toda la vida. Ari estaba más que alucinada, no podía creer que sus dos mejores amigas conocieran a sus ídolos. Ella, no dejaba de prestarle atención a Liam y a todo lo que decía. Creí que lo más correcto era presentarle a los chicos.

-Lou, Niall, Zayn y Harry, esta es Ari, nuestra amiga.
-Encantado- le dijo Harry mientras se acercaba a ella y le daba dos besos- Paula y Miriam nos han hablado mucho de ti.
-¿En serio?- se rió y nos echó un par de miraditas.

Niall, Zayn y Lou hicieron lo mismo que Harry. Ari estaba colorada, no sabía apenas que decir. Todos nos quedamos en silencio durante unos largos segundos.

-¿Ya habéis acabado de grabar?- pregunté yo intentando romper el hielo.
-No princesa, ahora vamos a comer, y luego otra vez…- Harry me cogió de la cintura, y yo le acaricié los rizos.
-Pues entonces, ¿os apetece que vayamos a comer todos juntos? Nosotras no tenemos nada que hacer…- les sonreí a los chicos para que me dijeran un sí.
-Me parece genial, con una condición, vamos a Nando’s- Niall se rascó la barriga.

Mis amigas asintieron, y todos salimos de aquél lugar. Mientras bajábamos por las escaleras y nos dirigíamos a la puerta iba hablando alegremente con Niall mientras Harry me rodeaba los hombros con su brazo. Pasamos por delante de la recepción, Emma seguía sentada en su taburete, le saqué la lengua y le hice una mueca burlona. Ella me miró con asco y yo le dije moviendo los labios ‘’Soy la novia de Harry, ¿recuerdas?’’ le sonreí irónica y marchamos.

Llegamos a Nando’s. Cómo no, los camareros que ya habían visto a Niall por allí muchas muchísimas veces, nos llevaron al reservado de siempre.  Ari apenas hablaba, me resultaba poco normal aquello, ella siempre estaba hablando y diciendo tonterías. Me senté al lado de ella y Miriam, en medio de las dos. En frente se sentó Liam, y a su lado Harry y Louis. Liam no dejaba de mirarme, yo me preguntaba por qué. Le esquivaba todas y cada una de sus miradas, su mirada me intimidaba. Decidí levantarme e ir al lavabo. Cogí a Ari por el brazo y la estiré. Una vez en el lavabo…

-Apenas hablas, ¿qué te pasa?- le pregunté extrañada arreglándome los cabellos.
-Nada…- se echó agua en la cara como de costumbre.
-A mí no me engañas, dime qué te pasa!
-Tranquila, de verdad, no me pasa nada…- trató de convencerme.
La cogí por los hombros –Qué me lo digas!- exigí.
-Está bien…- al fin, resopló- Paula, tú ya sabes que mi chico favorito del grupo es Liam, ¿no?- me sonrió brevemente.
-Sí, ¿qué pasa?- me comencé a poner nerviosa.
-No solo es mi cantante favorito, Paula, me gusta, mucho.
Me reí. En el fondo estaba nerviosísima, no le podía contar a Ari nada de lo que había pasado.
-Liam es un chico estupendo, perfecto para ti, ¿pero por qué no dices nada?
-Me da corte decírtelo… Ya sabes que soy un poco patosilla… Y que a veces suelto ‘’palabras inapropiadas’’… Y bueno, me da mucha, mucha vergüenza cagarla delante de él.
-¿De verdad?- me reí aún más fuerte y la abracé- me pensaba que era otra cosa…
-Bueno, me voy fuera- dijo saliendo por la puerta de aquel pequeño baño- deséame suerte- cruzó los dedos.

Me quedé en frente del espejo, mirándome. Mis pensamientos fluían, me acordé de lo que pasó con Liam. Negué con la cabeza. Tocaron a la puerta.

-¿Se puede pasar?- Liam asomó su cabeza.

3 comentarios:

ClaudiaDirectioner (: on 11 de abril de 2012, 12:06 dijo...

Kjahakaba que genial ¿no? Veo movidas con Liam lalala (8) Y encima lo dejais ahí toda la intriga... Muy fuerte lo vuestro e.e Pues eso que me ha encantado y quiero el siguiente :)

ClaudiaDirectioner (: on 11 de abril de 2012, 12:06 dijo...

Kjahakaba que genial ¿no? Veo movidas con Liam lalala (8) Y encima lo dejais ahí toda la intriga... Muy fuerte lo vuestro e.e Pues eso que me ha encantado y quiero el siguiente :)

Nora :D on 12 de abril de 2012, 2:40 dijo...

Me encaaaaanta, como siempre! Siempre dejáis una intrigaaaa.... afsdgaubdkbjasjfkk! Uy, uy, uy que pasará con Liam? o.O

Publicar un comentario

 

Londres, dos chicas y una dirección. Copyright © 2012 Design by Antonia Sundrani Vinte e poucos